Simbología de la Tortuga

Emanuel Garm Por Emanuel Garm | Última actualización: 03 Junio 2020

simbologia de la tortuga

El simbolismo de la tortuga se relaciona con valores como la persistencia, la resistencia y la longevidad.

Si la tortuga se te aparece, es hora de ir más despacio, por lo tanto, no temas ir a tu propio ritmo cuando las situaciones que te rodean empiecen a ser demasiado abrumadoras.

El simbolismo de la tortuga te enseña que en la vida no debes enfocarte en las oportunidades perdidas sino en dónde quieres estar y en cómo vas a llegar hasta allí.

Necesitas liberar cualquier cosa que ralentice tu progreso y olvidarte de hábitos poco saludables y malas influencias si quieres seguir avanzando hacia tus objetivos.

Estos no llegarán siempre con la premura que te gustaría, así que tómate las cosas con calma, ve despacio y ten constancia. Puede que te lleve más tiempo llegar a donde quieres, pero es el método más seguro para conseguirlo.

La tortuga te recuerda que las prisas no son buenas consejeras y que tratar de saltarte etapas e ir demasiado rápido suele resultar en errores y oportunidades perdidas. Es preferible disfrutar el viaje y hacer las cosas a tu ritmo.

La tortuga es también un símbolo que te guía en tu crecimiento personal y que te enseña lecciones de vida a medida que pasas por diferentes ciclos de transformación.

El simbolismo de la tortuga también te insta a que te protejas a ti mismo y a los que amas. Siempre que te sientas amenazado, recuerda que una retirada a tiempo puede ser una victoria.

Las malas influencias y fuerzas negativas están ahí y en algún momento se cruzarán en tu camino. En tu periodo de reflexión y espera, aprovecha para ganar sabiduría y reunir la fuerza necesaria que te ayude a avanzar.

Aprende a disfrutar del viaje y de las bendiciones que recibas en el camino. Toma las cosas con calma cuando vengan duras y ten paciencia porque tarde o temprano, todo regresará a la normalidad. Ese será el momento de salir de tu caparazón y continuar tu trayecto.

¿Te identificas con la tortuga? Rasgos positivos y negativos de tu personalidad

Cuando compartes una afinidad con la tortuga, significa que tienes una actitud despreocupada y que tu madurez y sabiduría es mayor que tu edad biológica.

Paciencia, fuerza y firmeza te definen. Eres muy protector con las personas que amas y te caracterizas por poseer una naturaleza contemplativa.

Sin embargo, ese carácter tranquilo y pacífico te hace evitar los conflictos, lo que en ocasiones puede ser muy negativo puesto que te lleva a retrasar la resolución de los problemas en lugar de abordarlos.

Eres bueno para empezar las cosas, pero no tan bueno para terminarlas. A menudo te ves atrapado en un punto del que no sabes salir, y por eso sientes que tu vida tiene  tendencia a estancarse.

Cuando te encuentras en una situación de miedo, incómoda o amenazante, te retiras a tu caparazón. Te resulta difícil abrirte a la gente después de experimentar esas emociones.

Cuando es más probable que la tortuga aparezca en tu vida

La tortuga puede hacer aparición en tu vida en muchas circunstancias, pero estas son las más probables:

- Cuando necesitas bajar el ritmo de tu vida. ¿Sientes que las cosas suceden demasiado deprisa? Si no tienes tiempo de apreciar lo hermosa que es tu vida es el momento de bajar el ritmo y relajarte. Si la tortuga vive tanto tiempo es porque no deja espacio para el estrés y todo se lo toma con calma, y tú deberías hacer lo mismo.

- Cuando necesitas mantenerte firme. Pocas cosas hay más firmes que el caparazón de la tortuga, y por eso la aparición de este animal es una llamada de atención para que te mantengas firme por muchas presiones o dificultades que puedas experimentar. Simplemente protégete y deja que pasen los malos momentos, pero no te muevas de tu posición actual.

¿Qué puedes aprender de la tortuga?

La tortuga te enseña que debes permanecer fiel a tu camino. Esto es, estar en paz con tus elecciones y decisiones, y liberarte de todo aquello que te frena. Lo importante no es llegar rápido a alguna parte, sino saber hacia dónde vas. Si tienes claro cuál es tu destino, poco importa que el camino resulte más largo o más breve, porque finalmente llegarás a donde pretendías. Y eso es mucho más de lo que otros pueden decir.